OTROS CLASICOS

Un espacio para aquellos films poco recordados del período clásico y neoclásico

Name:
Location: Capital Federal, Argentina

Tuesday, July 24, 2007

BRING ME THE HEAD OF ALFREDO GARCIA (1974)



Hay determinados proyectos que bordean la difícil zona del ridículo pero que en manos de algunos directores pueden llegar a quedar como obras maestras de culto que sólo pueden ser apreciadas seriamente por cinéfilos. Esto no quiere decir que únicamente aquellos que tengan amor por el cine van a poder entenderla sino que la reestablecerán como eslabón perdido de la filmografía autoral como título esencial. Con la obra “Bring Me The Head of Alfredo García” de Sam Peckinpah pasa algo de esto debido a que la trama argumental es de lo más arriesgado corriendo el peligro de caer en una historia que no pueda llegar a sostenerse al menos lo que dura una película. Pero con la mano de un especialista que sabe jugar como “Bloody” Sam consigue sin demasiados problemas y sin tampoco resignar su estilo tan particular y renovador con el que se destacó allá por las décadas de 1960 y 1970 obtener una extraña obra maestra.
Un hacendado mejicano magníficamente interpretado por el incansable “Indio” Fernández (laureado director mejicano) descubre que su hija ha quedado embarazada de un tal Alfredo García que encima no reconoce el embarazo entonces Fernández no pudiendo soportar lo amoral de la situación ofrece una recompensa de dinero a aquel que le traiga “literalmente” la cabeza (en una bolsa de nylon) del misterioso García. Allí comienza una suerte de road movie comandada por uno de los mejores actores de este género que es nada menos que Warren Oates. De traje blanco impecable y lentes oscuros inicia un recorrido a través del país con la cabeza de este muchacho para ser entregada a modo de delivery siniestro y así poder cobrar el premio. Todo el relato está llevado con el sello autoral de Peckinpah que despliega sus recursos más característicos como la fragmentación en cámara lenta de las escenas de acción, la violencia extrema con la que actúan sus personajes y las económicas locaciones que lo emparentan con la factura de un cine de clase B.
Quizás la historia se les haya ocurrido a Peckinpah y Kowalski luego de que descubran que el cadáver del caudillo argentino Manuel Dorrego haya sido trasladado a través de un extenso territorio en 1800 para ser preservado de sus enemigos y así darle una sepultura digna, cosa que tampoco pudo ser. Pero también ellos dejaron la posta pendiente para algunos directores que vinieron después y construyeron tramas basadas en esta cinta. Quizás los ejemplos más reconocidos sean los del español Alex de la Iglesia en “Perdita Durango” y Tommy Lee Jones en su ópera prima “The Three Burials of Meliquíades Estrada”.
Esta es la única película en la que el realizador tuvo la posibilidad de contar con el corte final propuesto por él mismo cosa que no logró en toda su filmografía y que encima le trajo más de un problema que lo enfrentó con los estudios en los que le tocó trabajar. A partir de estos pleitos Peckinpah fue catalogado de intratable y se lo difamó por su comportamiento que incluía el defender sus derechos como director con la violencia física. Todo un outsider de la historia del cine que supo pelear en desventaja contra los peces gordos y en más de una ocasión salir airoso.

Labels:

56 Comments:

Blogger Alfredo said...

aca si que me pillaste...de esta no tenia idea, como siempre, entregas buena info, con respecto a tu coment en mi blog, tienes razon ese tpio de peliculas pueden ser bastantes buenas si tienen un guin que valga la pena
saludos

4:47 PM  
Blogger Daniel Quinn said...

Peckinpah nunca ha sido de mis favoritos y, de hecho, no he visto esta película, pero no se le puede negar su gran influencia en el cine que se hace actualmente, como muy bien apuntas en tu reseña.
Un saludo!

5:34 PM  
Blogger Mónica. said...

Hola, te reto con el meme que me pasó patri. No para que me odies eh? El tema es bueno "los 7 pecados capitales". Sos mi invitado ¿Aceptàs?
Bsss.

9:04 PM  
Blogger Té la mà Maria - Reus said...

Peckinpah tuvo una obra maestra que fue Perros de Paja todo un clasico

saludos

11:59 PM  
Blogger La Gata Insomne said...

entonces si es adios es adios, se quedará incompleta

buenas noches querido hermano

(no puedo ni ver ni oir videos y música, parece que me pierdo una maravilla, volveré cuando pueda desde un cyber)

12:02 AM  
Blogger La Gata Insomne said...

entonces si es adios es adios, se quedará incompleta

buenas noches querido hermano

(no puedo ni ver ni oir videos y música, parece que me pierdo una maravilla, volveré cuando pueda desde un cyber)

12:02 AM  
Blogger Dr. Hichcock said...

Una gran película incomprendida en su momento (y ahora también).
Leo un artículo no firmado en el Fotogramas del 6 de septiembre de 1974 sobre el estreno de la película:
"Cuando estaba ya en marcha la filmación, se formó una comisión de cineastas hollywoodienses que exigía le fuera prohibido trabajar de nuevo en territorio americano. Sus protestas fueron de lo más ruidoso, pero afortunadamente ningún organismo oficial quiso hacerse eco de sus quejas, basadas en la teoría de que rodar en México contribuía a incrementar el desempleo en los estudios americanos.
Peckinpah hubiera podido desmantelar fácilmente el complot: desenmascarando a ciertos cabecillas, enemigos personales suyos desde hace tiempo. Pero su reacción no fue moderada (ni falta que le hacía, claro), y quizá por eso resultó más efectiva. Como se recordará, el realizador organizó un considerable alboroto durante el homenaje tributado a James Cagney. Fue suficiente para que muchos temieran iras más justificadas y se restableciera su fama de hombre violento".
Al parecer, y perdona por el rollo, Peckinpah acabó a puñetazos con los que le llevaban la contraria. Todo un carácter.

2:29 AM  
Blogger Cineahora said...

Un título emblemático, y especial, como señalas, porque Pechinpah logró mantener el control casi total del resultado final. Pero que poca gracia les hizo a los ejecutivos del estudio.
También una de esas obras que han ido ganando enteros con el tiempo. Y por suerte, el espíritu outsider de Peckinpah aún está presente, en la enorme influencia que ha tenido para otros cineastas.

2:36 AM  
Anonymous 39escalones said...

Magnífico post sobre estupenda película, no todo lo reconocida que debiera. Además, muy influyente en las road movies posteriores, tipo Robert Rodríguez, e incluso en películas de pseudo-mafia como "8 cabezas", además de las que nombras.
Hace algunos meses dediqué un post a la atribulada vida de Sam Peckinpah. Te invito a que le eches un vistazo.
Saludos

3:30 AM  
Anonymous Javier G. Pasamón said...

Muy buen post, si señor.

La peli de Peckinpah: Obra maestra !!

Saludos!!

3:33 AM  
Anonymous Pliskeen said...

Peckinpah es uno de mis directores favoritos, injustamente tratado en su momento y que con el paso del tiempo a tenido el reconocimiento que bien se merecía.
Películas como "Grupo salvaje" ya forman parte de la lista de los mejores westerns de la historia y sin duda, fue ésta la resurrección del género en su vertiente más sombría.

Podemos decir que el tiempo ha hecho justicia con este incomprendido director.

Recientemente, se estrenó una cinta de similar argumento: Smoking Aces.
Ni punto de comparación xD

Saludos ;)

5:04 AM  
Anonymous Pliskeen said...

Con similar argumento me refería por supuesto a la película que comentas en el post y no a "Grupo salvaje/The Wild Bunch"

:)

5:05 AM  
Anonymous Lee Marvin said...

Una de las pelis de Pekimpah con las que más he disfrutado.

8:34 AM  
Blogger Warren Lee said...

Saludos, Budokan. Te agradezco la visita a mi blog, que tiene sus aires de novato pero en cualquier momento me pongo al día, con esto de la tecnología. Y feliz por esa enorme pista que me dejaste sobre Beau Gess. Ahora sí, ya más equipado me lanzaré a buscarla. Te la recomiendo. Comiquísima fina.
Yo continuaré paseando por acá pues me agrada mucho -y me sorprende- tu página. Por cierto, quise anotar tu dirección en mi blog, junto a la de William -Venegas- pero al dar clic en la misma, estando ya debidamente publicada, veo que no se desplega directamente tu página. Si me das una pista, te agradezco y con tu permiso, exibiré tu dirección en mi blog. Saludos y muy agradecido. Warren.

9:26 AM  
Blogger lágrimas de mar said...

me encanta el cine, espero poder verla, por lo que cuentas debe estar bien
gracias por pasar
besos

lágrimas de mar

9:29 AM  
Anonymous Alex said...

Oh... Peckinpah. Qué decir del maestro. Una de sus grandes películas, que, como bien señalas, sirvió para inspirar muchas otras.

Grande, Peckinpah.

Saludos, Budokan.

10:36 AM  
Blogger 1977 said...

"Peckinpah tuvo una obra maestra que fue Perros de Paja todo un clasico"

Peckinpah tuvo varias obras maestras. Y entre ellas está Quiero la cabeza de Alfredo García.

10:56 AM  
Blogger Hernán said...

Sam Peckinpah es sinónimo de saber filmar la violencia.
El uso que siempre hizo del zoom, me parece, se distinguía del resto. Como si el acercamiento óptico de la cámara fuera el dedo del director metiéndose en la llaga de los personajes, hasta que finalmente explotan.

Saludos, Budokan. Y gracias por los comentarios en mi blog!

11:48 AM  
Blogger alicia said...

Realmente curiosa esta película de Peckinpah, que creo que haido ganando con el tiempo. Si no me equivoco Warren Oates se basó en el propio Peckinpach para interpretar a su persoaje

1:53 PM  
Blogger Warren Lee said...

Qué pena, hombreee... ya capté que se escribe Gest, no Gess.

2:03 PM  
Blogger Little Turtle said...

OBRA MAESTRA

se encuentra entre las películas que mas quiero. hace menos de un mes la volvieron a pasar en un ciclo que hace la casa encendida y que versa sobre La Venganza, que mejor titulo que este para inaugurarlo!

recuerdo que la primera vez que la vi, a altas horas de la madrugada, lo que mas me llamo la atención fue ese azul intenso que transmite la noche americana, el azul de amanecer que aparece durante la primera parte es de las cosas mas bellas y misteriosas que transmite la película.

la película creo que esta llena de momentos que la hacen ser un tesoro para todo aquel que ame el cine. el momento final de redención esta al mismo nivel que wild bunch, straw dogs o the getaway.

por cierto, este año t&b ha publicado la biografía sobre peckinpah de garrel simmons, si puedes hazte con ella, le da mil vueltas a aquella basura de ruben lardin que saco ediciones b.

viva peckinpah!

12:55 AM  
Blogger Little Turtle said...

rectifico, quien saco el engendro aquel no fue ediciones b sino midons , hace ya diez añitos.

saludos

12:59 AM  
Blogger lola said...

No me gustan mucho las películas de Peckinpah exceptuando la Balada de Cable Hogue. Saludos

10:14 AM  
Blogger lola said...

This comment has been removed by the author.

10:14 AM  
Blogger Rodi said...

Está película nunca la he visto, no se porqué, pero siempre me ha hechado para atrás. Por lo que comentas está bien. Me la apunto.

Saludos.

1:18 PM  
Blogger MALEFICABOVARI said...

Parece atractiva la oferta, pero no la ví. Sí la de Melquiades con Tommy Lee Jones, que me gustó muchísimo... la verdad es que de la que hablas, me llama la atención lo de road movie, esas pelis me suelen gustar mucho porque los planos son espontáneos, y se nota esa frescura. Ok, la anotaré, junto al mogollón que ya me aconsejaste...uffff, cualquier día de estos te pongo un post kilométrico con todas las sensaciones que me produjeron, pero no temas... sino tengo tiempo ni para las pelis que guardo en el cajón de absolutos recomendados...
Un beso fuerte,
Male

2:39 PM  
Blogger Rosenrod said...

Una joya, sí señor. Y Peckinpah un grande, quizá demasiado adelantado a su tiempo.

Y por cierto: "Los tres entierros de Melquíades Estrada", otra joya. Buena estirpe creó esta película.

Un saludo!

3:16 PM  
Blogger J Luis Rivera said...

De Peckinpah solo he visto dos "Ride the Hich Country" y "The Wild Bunch". Le traigo bastantes ganas a esta y tu reseña solo me ha hecho desear que llegue pronto la oportunidad de verla.

Saludos!!

6:41 PM  
Blogger Helena said...

No conozco esta película, aunque con la información que das, ahora sí se puede decir que la conozco. Ésta, a diferencia de otras, no ha despertado en mí el deseo de verla. No es un tipo de cine que "a priori" me guste.

Tu post, como siempre, genial.

Saludos, Budokan.

7:14 PM  
Anonymous Heitor said...

Pues tampoco la conozco, aunque siempre hay que estar atento a las obras del maestro Peckimpah.
Un saludo.

2:02 AM  
Blogger Hatt said...

Me gusta Peckimpah, me gusta su fisicidad, su crudeza, su brutalidad, sus personajes...

The Wild Bunch, Pat Garret, Alta Sierra,..., aunque eso sí, la primera por encima de todas las demás.

Y que decir de ésta, con escenas tan poderosas como las del cementerio y momentos tan grandes como los diálogos con la cabeza de Alfredo García...

Y grandes Warren Oates y Emilio Fernández...

Nos leemos.

6:21 AM  
Blogger love_crochet_forever said...

AQUI NUEVANTE PASE A INFORMARME A ENTREGARME A LOS ENCANTOS DEL CINE,Y A DEJARTE MIS SALUDOS Y FELICITACIONES DE UNA PERSONA POCO CONOCEDORA DE CINE PERO RECONOCEDORA DE LOS BUENISIMOS TALENTOS,LOS ACTORES DE PANTALLA GRANDE QUE SON LOS ENCARGADOS DE TRASMITIR TANTO LAS REALIDADES ,FANTASIAS DE NUESTRO EXISTIR Y DE NUESTRA COMPLEJA MENTE.Y SIEMPRE ES GRATO RECIBIR Y LEER TUS COMENTARIOS ,SIEMPRE BIENVENIDO. SALUDOS DE HUALQUINA ,Y ADELANTE CON ESA GRAN FACILIDAD DE INFORMACION CINEMATOGRAFICA ,ES UN GRAN MERITO ,FELICITACIONES POR ESA DEDICACION .

7:30 AM  
Blogger g. neidisch said...

Obra maestra o no, al menos es influyente.
De hecho sí, es obra maestra.
Nada que ver con campos grandes ni violencia excesiva, pero tengo mala memoria, a ver si me ayudas. En los 90s vi una película turca donde un chico muere y su mejor amigo y la novia de éste tratan de hacer su último deseo realidad, de enterrarlo en su pueblo; la pareja viaja (de una manera por demás conmovedora, que me erizo al recordar el "ich liebe dich" que él le dice a ella) y cuando llegan al pueblo descubren que han construído encima una presa...

8:48 AM  
Blogger Warren Lee said...

Espero no abusarme con tu espacio: primera y última vez, si se me va la mano: es que quiero compartir con voz y quienes tengan gusto y lo lean por acá en tu blog, este pequeño cuento sobre chiquillos, CINE, y algo de estudios... pero sobre todo, CINE.

"Los tres mosquitos. Cuatro."

¡Tremendos chiquillos! Mosquitos que revolotean por todas partes, entran y salen de cuanto lugar pueden y de más de uno los ahuyentan como una acción desesperada.
Pero conozco unos sitios en donde entran y salen a la hora que se debe y se comportan mejor; bien, casi, son… las salas de CINE. En los cines se les ve a menudo. Por cierto, allá están; van para tanda de tres, los cuatro. Ah, y ahora les da por hacer fila. ¿De cuándo acá tan ordenaditos? Bien: José, Juan, Jorge y Felipe: sus nombres. Aunque entraron a la inversa; Felipe, como siempre, de primero, y de último, José, como a veces. Las jotas tienen doce y la efe, un año menos.

Qué película les espera a estos cinéfilos mosquitos. Veamos. Tarzan: “La fuga de Tarzan”. Semana de festival. Una aventura diferente cada día del hombre mono. Chita comiquísima. Bien vale el boleto. Que no se me recienta Weiss. Johnny.

Uno, dos, tres, cuatro, cinco, cinco; seis, siete… diecisiete… veintisiete… qué montón de chiquillos, Lumiere. Qué griterío. Terrible. Ensordecedor. ¡Tarde de sábado por la tarde! Por desgracia; no lo digo yo, lo dice aquel amargado, el del foco. Definitivo, no es para viejos como éste y como ése esta tanda. Qué va. Prohibida para mayores de quince. Es que no hay que tener años para esto. ¡Chiquillos!, solo ellos mismos se soportan a ellos mismos. Ahí veo a los mosquitos medio acomodándose. Ahorita se acomodan a alguien, ahorita se acomodan a alguien, seguro. Es que son… comen y beben y lo que les sobraaayayayy, ¡casi me pegan un bodocazo de algo y me dan con un tarro! De todo vuela por la sala. Por dicha los mosquitos no me han pillado asomando la nariz, sino, afinan y… ¡paaa!, ¡pum! Porque ¡se tienen un pulso!; si apuntan, no fallan.

¡Se fue la luz! Se fue, no fue que la quitaron. Quién se aguanta a éstos reclaman… ¡ya!, ya volvió. Ahora sí, la quitan, porque ahí viene llegando: ¡El munnndo al instannnte! Y al instante, cambia la actitud de aquellos cuatro. Los mosquitos. Ellos, bravuconcillos como, como suelen ser a veces, se disponen a poner orden en la sala, inmediatamente. Es que cuando actúan, tres más una, cuatro (JJJ + F), hay que estar bien alineado, es lo que se escucha, de galillo en galillo, de chiquillo en chiquillo. Bueno, no se diga más. Silencio en la sala que va a hablar la pantalla: ¡Tarzan!

Y en corto tiempo entre butacas: un gritillo por aquí y un par de suspiros por allá, y otro. Aplausos. Chita, y risas, risas, risas. Voces, voces, voces y, ¡ssssshh!; ¡sh!
Y de un momento a otro pasó volando el tiempo. Adentro. Aplausos. Acharita. Adiós. Afuera.

Una vez afuera los chiquillos se dispersan hacia sus destinos, saltando como Chita, haciendo vocecitas a lo Jane, imitando a Boy, algunos envidiándolo, y los más aventados, repartiendo gritos como el hombre mono, sacando pecho y metiéndoselo a golpes. Y allá, a cuatro cuadras aquellos cuatro; cuatro mosquitos, cuatro Tarzanes, caminan en coro, al tiempo que se encienden las luces de la ciudad. Caminan, caminan, y ya son ocho.

( ZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZ… ZZZZZZZZ
ZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZ
ZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZZ: 7 horas ).

¡Felipe! ¡Felipe!... ¡Sí mamá, ya voy!... ¡¿Ya desayunaste, hijo?! ¡Se nos hace tarde!... ¡Ya estoy listo, mamá! ¡Ya casi!... ¡Te vas a comer el plato, caramba! Este hijo mío, no sé si tiene tanta energía por lo que come o si come tanto por la energía que tiene y gasta. ¡Listo madre!... Vamos, vamos, que ya están todos en el carro, hijo.

Bueno, domingo de paseo. Con efe de familia, de feliz y de Felipe. Felipe y su familia saldrán de la ciudad, hacia las montañas. Un paseo por las nubes, piensa su madre. El gran escape, piensa su padre.

Este domingo, José, Juan y Jorge se quedan en la jungla de asfalto. Están de acuerdo para… ¡adivinen qué! Exactamente. Para asistir de nuevo a tanda de tres. Así como lo leen. Hoy presentarán: “Tarzán en Nueva York”. Final del festival. Una aventura diferente cada día del hombre mono. Chita comiquísima. Bien vale el boleto. Que no se me recienta Mau. Maureen.
Felipe desearía estar ahí con ellos, por ellos y por su afición al cine. Pero hay que cumplir, con efe de familia, de feliz y de Felipe.

Mientras los mosquitos, tres, fantasean entre los edificios, las calles y el bullicio de una ciudad dentro de un cine, Felipe, el otro, fantasea entre los árboles, las lianas y un río en la montaña. Los mosquitos en el cine, tres, extrañan a Felipe pero se divierten. El mosquito en la montaña, Felipe, extraña a aquella sala y a sus amigos pero se divierte. (Los mosquitos de la montaña están sobre Felipe y su familia, y se divierten).
Felipe y su familia han pasado un día estupendo, celeste y verde y a toda luz. José, Juan y Jorge dirán, si les preguntan, que han pasado una estupenda tarde, en blanco y negro y a oscuras. Preámbulo oportuno ante esa fila de exámenes finales que se aproxima en la escuela. ¡Qué bello es vivir!, si me preguntan.

Ah, por lo que comentaba ayer dentro del cine cuando dije, por ejemplo: “¡Chiquillos!, solo ellos mismos se soportan a ellos mismos”, que no se me malinterprete. No se crea que malquiero a los chiquillos, que tengo algún problema con los niños. Yo fui uno, ¡palabra! Cuando uno es niño se debe comportar tal cual, como éstos, como los de esta historia. Simplemente reconozco que a una edad como la mía, ya uno no está para esos trotes de chiquillo. Insisto: ¡Qué bello es vivir!, si me preguntan.

¡Juan!... ¡presente!… ¡María!... ¡presente!... ¡José!... ¡presente!... ¡Eugenia!... ¡presente!... ¡Felipe!... ¡presente!... ¡Julia!... ¡presente!... ¡Jorge!...

Lunes. Son las siete. Y dieciocho. Semana de exámenes finales, mes de noviembre. Exámen de Ciencias hoy.
Los mosquitos son vecinos del mismo barrio y compañeros de escuela, de clase, y de clase. ¡Vaya mancuerna! Lo dan todo en las calles según le concierne a un niño: diversión. Lo dan todo en las aulas según le compete a un niño: estudio. Tremendos por un lado: mosquitos con birrete, ¡profesionales los cuatro! Sorprendentes por el otro: inteligentes y… y estudiosos. Promedio en conducta: en ocasiones Cinco, en otras, lo mismo. Promedio académico: diez, generalmente; un nueve raspando ya ofende. Entre la espada y la pared: la niña, la directora, la escuela y la familia.

Martes. Sin reloj. Felipe esta angustiado porque con el exámen de Ciencias ayer la tuvo difícil. No estuvo seguro en su desempeño. A oscuras por un rato, en blanco quedó luego. Extraña situación para Felipe. Ciencias: su pasión. Entre las lianas en la montaña debieron quedar colgando detalles, asuntos, pistas. En su memoria remontó una montaña de hojas y un río de tinta pero avanzó inseguro: en blanco por un rato, a oscuras quedó luego.

Ahí viene la maestra; hoy hará entrega de los exámenes de ayer. Felipe está asustado; extraña situación también. Una Mala Nota lo atormenta. ¡Gabriela!... ¡Ricardo!... ¡Juan!.. ¡Eugenia!... ¡Felipe!, ¡Felipe!... ¡Sí, niña!... ¡ocho y medio!
Dadas las circunstancias Felipe salió adelante, con efe de feliz, de Felipe y de Fellini. ¡8.1/2! Menos que lo de costumbre, mucho más de lo que esperaba, dadas las circunstancias.

Pero Felipe no está bien. Algún mosquito en la montaña de aquellos de cuidado lo habrá picado talvez. Se siente mal. En su cara se le nota que está enfermo. -Desde el domingo –escuché decir a Felipe-, pero me he estado haciendo el valiente.
Con razón tanto lío, digo yo, con el exámen de ayer. Cómo hará con el de hoy, pregunto.

Aquí llegan José, Juan y Jorge, están preocupados porque a su amigo se le nota ese semblante de… sí, de Mala Nota, o de ocho y medio y no de diez como es costumbre. Ciencias: su pasión.

-Qué hay, Feli -preguntan Jorge y Juan, mientras José lo palmotea por la espalda-.
-¡Pal’ tigre! –responde Felipe-. Desde el domingo haciéndome el tonto pero ya la veo peluda. Me dolía la jupa ayer, ahora ¡hasta la cara me duele!, como dice aquel doncito. Algún jueputta bicho me picó. Tan tuanis el paseo. ¡Psshh!
-Diay, decíle a la niña –interviene José, dándole por la espalda de nuevo-. ¿Vas a hacer así el de mate, jodido? Decíle.
-¡Andá y le decís! –insisten Jorge y Juan.
-¡Putta sal! Diay sí, ta bien.
-¡Miso niña!
-Sí, Felipe. –atiende la maestra. La niña Marielos-. ¿Y esa cara muchacho? No me había fijado. ¡Parecés un papel!
-Es que estoy fregado, niña. ¿Me puedo jalar? ¡Perdón niña! ¿Me puedo ir? Mañana hago dos de un solo. De veras.
-Tranquilo, Felipe. Vaya. Cuídese, a ver si puede venir mañana.
-Gracias, niña –reacciona Felipe, sin ánimo-. Nos vemos –agrega, dirigiéndose a los otros tres mosquitos-.

Ahí va Felipe, soplado, como diría él. Se acerca a su casa, todo colorado está ahora, hirviendo en calentura, parece un tomate.
– ¿Quién dijo tomate? – pregunta Felipe, volviendo a ver para todos lados.
¡Vaya sorpresa me llevo! No me di cuenta que yo estaba hablando tan alto. También es que a ese bandido… no se le va nada. Bueno, ya entró.

-¡Rosaaa! ¡Rosa! –grita Felipe-. ¡Rosaaa!
-¿Qué fue, Felipe? ¡Qué chiquito más gritón, por Dios! ¿Qué pasa, muchacho?
-Que me siento mal, Rosa. Estoy todo fregado. ¿No ve? Hasta que me enchilan los ojos.

Pucheros.
Chineos.


Y al día siguiente… ¡Como nuevo, Felipe! O. ¡Felipe como nuevo!... Al día siguiente. Despierta de muy buen talante. - ¡Estás fresquito, hijo!
-Sí, madre. Bien fregado estaba, no podía dormir pero al final me dormí y me vengo despertando bien. Como mareadillo, pero… Listo para la escuela, ma. ¡Segurolas! Gracias a tus chineos, ¡y a los chineos de Rosa!
-¡Gracias a Dios, hijo!
Bueno, si te sentís bien, andá. Si te sentís bien. Hay que ver que sos un “yuyo”, pero hay que reconocer que con tus deberes sos muy responsable; de la escuela, sobre todo. ¡Oh, muchacho! Alistáte, hijo. Así no te atrasás más con los exámenes. ¡No te voy a quitar el impulso!
-¡Ya me alisto, ma! Hoy me toca el de Mate. Bueno, ayer me tocaba el de Mate, hoy tendré que hacerlo, y el de Estudios que es el de hoy, hoy.

Miércoles. ¡Sí, miércoles, ayer fue martes! Las siete en punto. Se cierra el portón de la escuela pero Felipe pasa raspando, exacto, puntual, listo; sano y salvo y adentro.
La Efe ve a las Jotas y las Jotas a la Efe y… ¡tremenda algarabía la de estos tremendos mosquitos! Chiquillos que revolotean por toda la escuela haciendo loco, pero… ¡Que se va a hacer!, sacan muy buenas notas, y no son tan terribles sus tortas –ha dicho la niña Marielos-. ¡Excelentes calificaciones!
La niña Marielos observa a los cuatro y los llama y los cuatro la ven y se acercan. Las Jotas se acercan felices junto a Felipe, y viceversa. A paso firme y balanceándose… ¡tas!, ¡tas!, ¡tas!… a lo Robert Mitchum. Y al unísono los cuatro: ¡Hola niña! Listos, ¡siempre listos!

-Muchachos, ¡¿ pero qué es ese entusiasmo ?! Bueno, para entusiasmos, ustedes, justamente, pero… Y continúa la niña hablando en voz baja, pensando: “a la distancia los vi y me dije: entusiasmo y medio o doble se traen hoy aquellos cuatro, ¡respecto a lo de costumbre! Porque lo de costumbre no se puede pasar por alto: los cuatrocientos golpes que se habrán dado o llevado, cada uno, y le habrán dado a más de uno, durante el año, pero es que hoy…” -Les decía que para entusiasmos, ¡ustedes, chiquillos! – insiste, en voz alta de nuevo-. Pero hoy…
-Pues sí, niña, es que ya estamos por salir a vacaciones y…
-¡Entiendo, Jorge! Bien, a apurarse, que hoy estamos con el de Estudios Sociales y luego me quedo con vos, Felipe, para que hagás el de Matemáticas. Nada del otro mundo para vos. ¡Lastima sus notas de conducta, muchachos!
-¡Hola, niña! –exclaman unos y unas-.
-¡Buenas, niña! –exclaman otras y otros.
Mientras se van acercando y entran al aula.

Primeramente, repartición de exámenes: los de ayer, los de Matemáticas. Los mosquitos, tres: José, Juan y Jorge, muy sonrientes los reciben; y algunos otros compañeros igual o casi. Algunos otros, bastantes, creo: ¡lamentos y lamentos!

-¡Listos para el de Estudios Sociales, niños! Se me quedan quedititos, nada de hablar, y muchos menos copiar –dice la niña Marielos-, mientras le clava sus ojos a Rodrigo, el re-re-gordito feroz, como le llaman sus compañeros; por lo que han experimentado a su lado, entre bolsas, paquetes, boronas, cáscaras, latas, tarros, untijos, salsas, manchas… Es que, ¡es tan pero tan bueno para el diente!, dicen que dice su madre y que llora su padre mientras se toca el bolsillo. Y no es por escasez –según las malas lenguas- que llora el desventurado padre: ¡por codo!, ¡por pinche!: igual digo que dicen.

CONTINUARA…

12:17 PM  
Blogger Mycroft said...

Brutal, necesaria, melancólica, es la historia de una huida hacia adelante...

1:27 PM  
Blogger wílliam venegas segura said...

Te tengo una invitación especial, hoy, precisamente hoy. Ha muerto el sueco Ingmar Bergman. He abierto un nicho (post) velatorio en mi blog. Si Bergman te significa algo, me gustaría que vinieras y dejaras una frase ahí. Puedes extender esta invitación a tus amistades blogueras. Gracias.

2:58 PM  
Blogger Miski said...

Hola...aunque no recuerdo la trama, por las imágenes que pusiste estoy seguro de haberla visto. Casi todas las películas de Peckinpah consiguen atraparte y que estés sufriendo por el infortunio que sabes que tarde o temprano alcanzará a los protagonistas...también resulta desolador el paisaje humano de violencia que nos dibuja, dejando poco sitio para la esperanza y la bondad. Me gustan mucho "La balada..." y "Perros de paja"..ah y la estupenda "La huída" con Steve McQueen y Ali MacGraw y el enfrentamiento a tiros en el hotel fronterizo(ésta si tiene un bonito final).
No sabía que fuese un tipo tan violento el director, ni que tuviese tantos problemas para acabar sus obras a su manera...me entra curiosidad sobre cómo habrían sido estas películas si le hubiesen dado total libertad. En mi blog puse algunas imágenes en memoria de Berman, recién fallecido. Por cierto Budokan, como habrás leído, se va a rodar un medio-metraje en el pueblo...bueno pues conocí a la directora y al productor, dos personas encantadoras...son matrimonio, actores, han dirigido obras teatrales, etc; el productor es de Buenos Aires pero lleva mucho tiempo aquí y cuenta unas historias...ya iré dando cuentas de lo que vaya ocuriendo.
Un saludo a todos y estupenda entrada (como todas).

10:37 PM  
Blogger Azid Phreak said...

Cada post tuyo es un gratificante descubrimiento para mi. La pongo ahora mismo en cola de las más buscadas. Me ha entrado el gusanillo de verla.

Saludos!

2:58 AM  
Blogger Dani Lebowski said...

Coincido en esas similitudes con Perdita Durango, a mi esta es de las que más me gustan de Peckimpah. Por cierto, últimamente todo el mundo habla de esta película... ¡no parece casual nuestro homenaje en el spot!

4:42 AM  
Blogger DECKARD said...

Peliculón.

Es uno de los films de culto por excelencia. Aparte de todas las alabanzas, que comparto, a la labor de Peckinpah y a su influencia me gustaría resaltar el magnífico trabajo de Warren Oates, actor fetiche del director al que por fin pudo darle el papel protagonista que tanto merecía.

Un saludo!

7:07 AM  
Blogger Herman Monster said...

Como muchos indican una película de culto. Personalemnte Peckimpah es uno de mis directores favoritos , Perros de Paja , en mi opinión , la joya de la corona.

Saludos

9:04 AM  
Anonymous dude said...

esta peli no la conocia, y pinta genial.

A ver si esta por la red (dificil no?)

salu2

1:14 PM  
Blogger Nelson, un habitante del patio said...

Peckinpah fué un tremendo director. Visionario y adelantado para su época y con una impronta propia y personal.
Gran película comentas, estimado Budokan. "Bring me the head..." es es una acertada muestra del talento de este outsider.

Saludos,

4:44 PM  
Blogger Licantropunk said...

Un gran director. Su carga violenta solo aspira a contar la verdad desnuda: la sangre mancha y el moribundo se retuerce de dolor. De las otras dos que introduces en tu artículo no me gustó nada "Perdita Durango" y me encantó la de Tommy Lee Jones. Cine fronterizo.
Saludos.

6:04 PM  
Blogger harry-o said...

Hola.
Un tipo interesante, Peckinpah. Vivió intensamente y quizá por eso, aunque por su aspecto parezca lo contrario, murió relativamente joven; un ataque a un desgastado corazón acabó con su vida a los 59 años.
De "Bring me..." quiero destacar las interpretaciones de Isela Vega, una de las carnosas actices mejicanas que gustaban por entonces... y la aparición magistral de dos grandes secundarios que aquí encarnaban a dos asesinos a sueldo sin ningún tipo de escrúpulo: Robert Webber y Gig Young.
Un saludo.

3:11 PM  
Blogger Angus said...

¡Qué ganas tengo de verla! Es una de las pocas pelis de Peckimpah que no he visto (hace años vi muchas gracias a un buen ciclo que puso la segunda cadena de Televisión Española).
A ver la repesco algún día en la tele, o la busco por internet...

3:23 AM  
Blogger PAN said...

De las pocas que he visto de tu blog! La vi hace 3 años en un ciclo de Peckinpah, con muchas ganas, porque ni sabía que era una película, para mi "Quiero la cabeza de Alfredo García" era una canción de uno de mis grupos favoritos: Def Con Dos (http://www.youtube.com/watch?v=tRx7Hd2psTc)

La peli me encantó, por supuesto.
Saludos

3:33 AM  
Anonymous anderton said...

Para mi, no es la mejora obra de Peckinpah, ni la mas conocida pero me ha hecho mucha impresion. Aconsejo a todos de verla. Veramente, tu blog es une referencia para los "cinéphiles" : bravo !

12:45 AM  
Blogger travismagee said...

Estupendo film del maestro Peckinpah, considerado en su tiempo por muchos como un film menor. Puede que, si lo comparamos con, por ejemplo, "Grupo salvaje" lo pareciera, pero no se debe caer en el engaño.
Peckinpah, consigue, por medio de un film "modesto" en cuanto a economía, narrar una buena historia con fe y mucha dignidad.
Una historia de un perdedor, con su sentido del honor, que no cae especialmente bien al espectador pero al que se le comprende.
Excelente interpretación de Warren Oates y una Isela Vega con gran sensualidad y sexualidad también.
Fuerte, dura, sin conceslones.

1:46 AM  
Blogger Möbius el Crononauta said...

Sam Peckinpah es uno de los grandes, con ese canto crepuscular que es "Patt Garrett y Billy The Kid". También contribuyó a retratar a las prostitutas en sus películas de un modo más realista. Un tipo único, desde luego. Enhorabuena por el blog, le seguiré la pista.

7:54 AM  
Blogger Manuel said...

Lo de las cabezas de próceres buscando un lugar para reposar es un asunto muy recurrente en la historia. Pekinpah no tuvo que ir hasta Argentina para conocer una anécdota parecida: en México, más cerca, hay unas cuantas así.
Felicidades por el blog.

3:10 PM  
Blogger Aragüés said...

Esto ya son palabras mayores. Menudo regalo que escriba sobre esta maravilla.

10:13 AM  
Blogger Andrés / Derzu said...

magnifica película!!. Peckinpah me deja sin aliento..

5:04 PM  
Blogger 珊珊李 said...

教育,國語辭典,大學,大學,教育局,高中,高中,體育,體育台,教育網,高雄縣,字典,大學,教育局,教育,台中,大學,教育大學,辦公室,體育,育嬰津貼,教育,教育局,教育,育達商職,科學,育樂,教育,廣播電台,台中市,屏東,教育大學,教育部,新竹,育嬰假,教育網,月眉,性教育,育英,育英護專,推廣教育,幼兒教育,喜滿客,天堂,喜來登,夢時代,影城,壽喜燒,京華城,喜帖,喜餅,壽喜燒,喜鴻假期,西喜,專家,牧羊犬,夢時代,喜鴻,春喜,喜多,灰太狼,天喜,專家,壽喜燒,繁殖,燒肉店,喜歡,喜歡你,喜宴,喜美

12:32 AM  
Anonymous Fish said...

Estupendo film del maestro Peckinpah, considerado en su tiempo por muchos como un film menor. Puede que, si lo comparamos con, por ejemplo, "Grupo salvaje" lo pareciera, pero no se debe caer en el engaño. Peckinpah, consigue, por medio de un film "modesto" en cuanto a economía, narrar una buena historia con fe y mucha dignidad. Una historia de un perdedor, con su sentido del honor, que no cae especialmente bien al espectador pero al que se le comprende. Excelente interpretación de Warren Oates y una Isela Vega con gran sensualidad y sexualidad también. Fuerte, dura, sin conceslones.

10:39 AM  
Anonymous Ferran Santiago said...

Amigo, tu blog viene de Argentina. Es incomprensible que escribas mexicano como "mejicano"...Eso sólo se hace en España y es una costumbre (bastante imperialista) felizmente en desaparición, como se puede comprobar en una breve revisión en internet en todos los idiomas. Por favor, no seas de la necia minoría lingüística tipo RAE que sigue insistiendo en la /j/ en este caso. MéXico, meXicano y santa paz

8:08 AM  

Post a Comment

<< Home


View My Stats